▪ Isla del Puerto ▪

Organizan el acto de cierre del proyecto de valorización del humedal de la Isla del Puerto

Hoy viernes 6 de mayo a las 13 hs. en la Isla del Puerto. Además del cierre visitarán el centro de interpretación ambiental y el sendero educativo.

Según informaron desde la organización, el resumen ejecutivo del proyecto es el siguiente:

La Asociación Educacionista La Fraternidad ejecutó el proyecto “Valorización del Humedal de la Isla del Puerto de Concepción del Uruguay, Entre Ríos” durante los años 2019-2021, mediante la construcción de la infraestructura para la implementación de la reserva natural, la restauración del ambiente natural y la generación de capacidades locales en gestión del turismo sostenible.

La Fraternidad recibió USD 49.224,63 en donación del Programa de Pequeñas Donaciones del GEF.

El proyecto consolidó un espacio físico para facilitar el acceso a actividades de sensibilización sobre la importancia de los humedales y la biodiversidad asociada.

Estas instalaciones pondrán al público en contacto directo con la flora y fauna del ecosistema que los rodea, y del cual forman parte.

La propuesta se orienta en varios pilares. El primero, es una infraestructura que invite a los concurrentes a visitar la reserva y conocer la importancia de los humedales a escala local, y regional. Con esta construcción visibilizará las ventajas de la vivienda lacustre asentada en pilotes, valorizando el patrimonio cultural y la importancia ambiental de utilizar este tipo de sistema constructivo. Otro pilar la capacitación docente, y de alumnos, tanto en salud ambiental como en la construcción de viviendas de madera, recurso renovable y de amplia disponibilidad en la zona.

Así, se pretende generar el primer espacio destinado a la educación ambiental para la ciudad, asociado a un Área Natural Protegida que ya cuenta con su Plan de Manejo y un marco normativo provincial que garantiza su integridad a través de la reciente creación el Cuerpo de Guardaparques

Entendiendo que, mediante la participación y cooperación de los diferentes sectores de la sociedad en el desarrollo del proyecto, la Isla del Puerto se convertirá en un faro ecológico y social que sensibilice sobre la importancia de preservar y proteger los recursos naturales.

1. El tipo de construcción planteado, brindará a la población una experiencia de vivienda isleña, resaltando la importancia de una arquitectura tradicional adecuada al medio. El material educativo disponible, hará alusión tanto a la tipología edilicia con base eco ambiental, como a la biodiversidad presente en el humedal en el cual se asienta.

2. Los jóvenes estudiantes de la facultad de Arquitectura y escuelas técnicas tendrán la oportunidad de consolidar su formación partir de adquirir conocimientos de la construcción isleña, en base a madera. Ello complementará sus capacidades, habilitando nuevas áreas laborales, y brindando la posibilidad de elaborar un manual enfocado a este tipo de prácticas que favorezcan su replicabilidad.

3. La capacitación a las maestras de escuelas de la ciudad, brindará herramientas para que las docentes puedan abordar temas poniendo énfasis en problemáticas mayormente asociadas a las zonas periurbanas, como es el saneamiento y la salud ambiental.

4. Las instalaciones brindarán la oportunidad a las escuelas primarias y secundarias, así como a los de niveles terciarios y universitarios, a realizar salidas de reconocimiento de flora y fauna nativa como una práctica complementaria que enriquezca en contenido curricular.

5. En cuanto a las potencialidades, este espacio abre las puertas al turismo ecológico, un nuevo mercado de desarrollo para la ciudad, que les permitirá obtener mejores competencias laborales.

6. Por otra parte, toda la comunidad local se verá beneficiada al poder tomar contacto directo con el humedal y valorizar la importancia del ecosistema, facilitando su empoderamiento en cuestiones ambientales y adquirir capacidades para poder valorar acciones de adaptación al cambio climático, como puede ser la preservación del humedal y la construcción de viviendas con materiales locales, renovables y adecuados a un sistema costero.

7. Finalmente, la construcción de un centro de interpretación ambiental y senderos educativos como producto turístico, permite a los operadores locales, contar con una nueva oferta de actividades brindando posibilidades de diferenciación competitiva.

Objetivos:

· Consolidar el primer espacio físico destinado a la conservación y la educación ambiental para la ciudad, que facilite el acceso a las actividades de sensibilización y garantice la continuidad de los programas de reforestación y control de exóticas. La infraestructura incluye la construcción de senderos con señalética y un centro de interpretación ambiental.

· Recuperar paulatinamente el ecosistema natural de la reserva mediante el desarrollo de un plan de control de especies exóticas.

· Generar capacidades técnicas en jóvenes estudiantes en, diseño y construcción de los senderos, presentando un modelo de vivienda isleña sobre pilotes adaptado al ambiente en el cual se asienta.

· Fomentar la educación ambiental en ámbito escolar mediante la capacitación docente. Brindar herramientas teórico-prácticas que les permita abordar, en el marco de sus asignaturas y talleres, temáticas asociadas a la valoración de los recursos naturales y las áreas protegidas.

· Brindar nuevas oportunidades laborales para los emprendedores locales en torno al turismo ecológico, un nuevo mercado de desarrollo para la ciudad proporcionando una diferenciación competitiva.

· Consolidar grupos de trabajo e impulsar a todos los niveles de educación mediante la integración y el trabajo cooperativo a lo largo del desarrollo del proyecto.

Acciones realizadas:

· Incluye la construcción de: a) 1.100 m de senderos, la señalética; b) un centro de interpretación ambiental.

Mediante la instalación de la infraestructura para la reserva natural se logra centralizar las actividades de educación ambiental y garantizar la continuidad de aquellas dedicadas al estudio y conservación del ambiente natural. Para su construcción se utilizaron materiales sostenibles de escasa contaminación ambiental. La madera es un material sustentable, por ser una materia prima renovable y reciclable. Son construcciones secas, que absorben la humedad del ambiente generando ambientes saludables. Su montaje es muy rápido, siendo además construcciones flexibles que pueden ser modificadas, refaccionadas y ampliadas, siendo reutilizable el 90% de sus materiales.

· La construcción está diseñada sobre pilotes de hormigón armado y estructura metálica combinada con madera de Eucaliptus, todos los cerramientos y estructura resistente superior son de madera, con terminaciones en yeso. El proyecto se programó en 3 etapas bien identificadas, 1-preparacion del terreno y montaje de plataforma resistente, 2- prefabricación de todas las partes y componentes de la obra, 3- montaje y terminaciones.

· La ejecución de la obra estuvo a cargo de contratistas para los trabajos de albañilería y montajes de gran porte, realizará la prefabricación, montaje liviano y trabajos de terminación en campo.

· La idea proyecto realizado por Alumnas de y docentes de la carrera de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Concepción del Uruguay (UCU). El proyecto fue ejecutado por graduados de la facultad.

· Paralelamente, mediante la cooperación de técnicos del INTA y del sector privado, se realizarán ensayos para evaluar las propiedades y potencialidades de la madera de la acacia negra como materia prima para la construcción de la utilería asociada a la reserva, incluidos los carteles mencionados en el componente 3 y el solicitado por el PPD.

Fuente: El Miércoles Digital.

Entre Ríos Museo Antonio Serrano Ecourbano Cuidadores